martes, 9 de junio de 2009

(6)

- Suéltame.
El volvió en sí, y la soltó… ella continuó andando indiferente y se sentó en el borde de una de las butacas estilo colonial que decoraban aquella habitación de hotel, volvía a tener esa sonrisa picara, le miraba a él, desafiante, sabiendo que ella jamás había tenido el control en aquella situación y ahora, por fin, lo tenía… El no fue capaz de articular palabra…

Ella volvió a levantarse, se puso a mirar por el enorme ventanal de aquella habitación de hotel… entonces él pregunto:
- Quien es él?- Ella le contesto que simplemente un amigo…
- Os vais juntos de viaje? Te vas de viaje con un simple amigo? No lo puedo creer… Estas con él?
- Si me voy de viaje, y sinceramente, eso a ti no te importa. – Su voz se alzo a decir esta última frase…

El tensó los puños, intentando aguantar la situación… pero no pudo… se acerco a ella mas lleno de ira que nunca, y la volteo cogiéndola de la cintura… Después la acerco mas a si mismo, para volver a tenerla junto a él, pegada a él. Ella no dijo nada, simplemente se limitó a mirarle con indiferencia, el podía sentir la respiración de ella, su corazón latiendo dentro de su pecho, entonces no lo aguantó más, y la besó. Ella le aparto… pero no fue suficiente el pequeño empujón que le dio, él la cerco contra la pared, la miro fijamente, y la beso de nuevo, esta vez apasionada y ardientemente.

Volvió a sonar el teléfono de ella “Si, hola cariño… si, estaba recogiendo todo para mañana solo tener que cogerlo y marchar… no, estoy con un viejo amigo, me lo encontré hace dos días en la facultad, cuando fui a ver a Cristian… si, Cristian está bien, te manda saludos… yo también estoy deseando que llegue mañana para verte, nos vemos mañana. Un beso”.
- Porque haces eso?.- pregunto él.
- ¿Hacer qué?- contesto ella sin entenderle- somos muy buenos amigos, posiblemente dentro de poco algo más, pero aun no somos pareja. Ya estás contento, te dije que esto no te importaba.
- Me importa, si, desde el mismo momento en que volviste a aparecer en mi vida. No es una mentira universal.
- Pues fuiste tú el que me paró el otro día en el campus, y por cierto… yo sí que soy feliz desde que te olvide. Y él es, todo lo contrario a ti. Desde que me fui me traslade a Sevilla, soy plenamente feliz, el trabajo me va bien y…
- Sevilla, entonces, es él… Siempre supe que él había sido más importante que yo…
- Te equivocas, y ahora eso da igual… Hemos vuelto a encontrarnos después de varios años, y la verdad, ahora estamos muy bien, viviendo cerca.- Ahora ella estaba sentada sobre la cama, el estaba tenso, muy tenso.

6 comentarios:

Carmen dijo...

Me gusta la entrada, por cierto que tal tu examen??
Besos

loka dijo...

hola acabo de leer tu...historia y me encanta eres buena esribiendo,tienes cualidades
bss
loka

:.:Nara:.: dijo...

No lo entiendo, no lo entiendo, no lo entiendo y lo sigo sin entender. ¡Cómo puedes tener tan pocos comentarios y seguidores! Si eres buenísima escribiendo. Te lo juro. No lo entiendo. ¡Y jamas lo entendere! Te voy a recomendar en mi próxima entrada. Esto no es normal. Besos guapa
:.:Nara:.:

Anónimo dijo...

esta buena la historia sigue asii..

Maria Bel dijo...

Me gusta mucho :)
Te sigo ^^

M.B. Black dijo...

o.O a ver, trato de comprender xD
él y ella tuvieron algo
pero ella le hizo mucho daño a él
y aparentemente él tambien a ella
ahora sus vidas se vovlieron a cruzar... y ella quiere "echarle en cara" que esta feliz sin él? xD
demasiada especulación, sguire leyendo :G

~ M.B. Black