sábado, 17 de octubre de 2009

capitulo 2 (2)

Estimados seguidores: Lamento haberos tanto tiempo sin actualización, pero recientemente he empezado un curso de postgrado y me coge mucho tiempo. Seguramente no actualize tan seguido, pero no os preocupeis que os seguire deleitando con mi novela; además,debo deciros que aqui nada es lo que parece.... En fin, muchisimas gracias por seguirme y comentar. Un beso enorme!
Acto seguido, me giro y me dejo mirándole a él, me dio un beso en la frente y me llevo hacía la cama. Me tumbo, y solo dijo:
- Descansa. Estaré abajo.

Salió por la puerta, y no miro hacia atrás, dejándome en la habitación. Poco después, caí en un profundo sueño.

Esa noche no soñé con el accidente, cada noche que dormía tranquila era como ganar un premio… aunque para mi, el único premio llegaría cuando lograra entender que paso aquel día en el que quede en coma.

Desperté.

Me encontraba mucho mejor, supongo que el hablar con Andrés mejoro mi situación, mi autoestima… pero no quería volver a sus brazos, no porque no lo sintiera, sino porque había otra persona. Salí de la habitación, descalza. Baje las escaleras, despacio; si Andrés estaba durmiendo lo que menos quería era despertarle.

Pase por el comedor, para ir a la cocina, le mire, se había quedado dormido trabajando. Era como yo, creo, un adicto al trabajo. Le contemple en silencio, se que la noche anterior le hice daño, yo también hubiera querido quedarme con él en silencio, si no hubiera estado con alguien. Zarandee mi cabeza para volver a la realidad. Entre en la cocina, y prepare el desayuno. Era temprano. Deje el café preparado para cuando Andrés decidiera despertar. Ya había hecho demasiado por mí. Me tome mi medicación, decidí ser buena. Al encontrarme bien, pensé que no sería malo hacer un poco de ejercicio para que me diera el aire.

Subí a mi habitación y me cambie. Me puse mis pantalones cortos de hacer deporte, una camiseta y mis zapatillas. Agarre el mp3 y lo metí en el bolsillo trasero del pantalón. Antes de salir de casa deje una nota.

“He salido a correr un rato. Tienes café preparado, desayuna, por favor. Descansa, no es bueno que trabajes tanto. Un beso”

Subí sierra arriba. Después de tantos días encerrada en casa, el aire puro del campo me hacia bien. Me sentía más relajada y con más fuerza. Aunque también es cierto, que la medicación me dejaba algo atontada. Si darme cuenta, cuando mire el reloj, había pasado más de una hora, di media vuelta, de regreso a casa, no había cogido llaves, imaginándome que él seguiría en casa cuando volviera.
Cansada, toque a la puerta, no tarde más de cinco segundos en abrir la puerta. Y ahí estaba, con una cara de enfado y llevando una botella de agua en la mano. Esboce una sonrisa al tiempo que decía:

- Hola feo!. Has descansado?.- se que había cambiado de humor, repentinamente. Creo que el ejercicio me sentó bien.
- Te parece bonito? Que parte de que estas enferma y con medicación no entiendes?.- me hablaba en tono preocupado a la vez que paternalista. No pude evitar volver a sonreírle.
- Tranquilo, estoy mucho mejor, algo cansada, pero mejor. Y si , me tomado la medicación… ahora que lo pienso, suena a que estoy loca…
- Y encima te ríes… que parte de que estuviste en coma, inconsciente casi dos días no entendiste. Silvia, que no estás bien, aunque tú lo creas.
- Andrés, por favor, no me hagas sentir culpable, me apetecía correr un rato, solo eso. Si te quedas más tranquilo creo que voy a ir a ver al médico, pero por favor… por cierto, has desayunado, has descansado? Quedarte conmigo no te hace ningún bien. Y Andrea? tendrá ganas de verte.
- Pero que no estamos hablando de mi! Silvia, no cambies de tema.
- Que te tomes un café, y acto seguido te tomes una ducha, necesitas refrescarte. Y fin de la discusión!
Pase por delante de él con aire victorioso al mismo tiempo que me di cuenta la cara de resignación que ponía cuando subía a la ducha. Al menos había ganada una batalla. Para cuando salió de la ducha, ya le tenía la taza de café servida. Se acerco a mi poco a poco, titubeando. Cogió las tazas de mi manos y se me quedo mirando. Nuevamente aquella situación era demasiado incomoda, no por él, si no por mí. Irremediablemente aun sentía algo por él.

6 comentarios:

Forever_28 dijo...

me encanta la novela... seguire esperando los capitulos. que te vaya bien con el curso :-)

Sandra dijo...

¡¡Dios, me encantó la entrada!! Bueno, pues como dijo Forever28, que te vaya bien el curso, y aunque no renueves tan a menudo... bueno, se podrá esperar... creo ^^

Ynelvis dijo...

Gracias por escribir, cada día me encanta mas tu novela. sigue así, y éxito en tu curso. cuidate besos.

Maria Bel dijo...

Me encanta ^^

★★strellyta★★ dijo...

hola!!!!

me encanta tu nove esta genial ojla y puedas actualizar pronto k te vaya bien en el curso exito =)

Ailü dijo...

Me encanto tu novela! votare por ti si hay que hacerlo! jajaj Soy tu seguidora! Porfas... quieres ser la mia? :D